Google+ Dorada en tempura | Cocina con Aníbal

Suscríbete y síguenos

Dorada en tempura

Dorada en tempura, una forma distinta de comer este rico pescado, tan consumido en España, que conserva toda su jugosidad y cuerpo tras pasar por el crujiente rebozado nipón.

Dorada
INGREDIENTES (4 Personas)
- 1 huevo
- 350 ml. Agua muy muy fría
- 300 gr. Harina
- Aceite
- 4 Doradas
- Sal
- Limón
- Salsa de soja

PREPARACIÓN
1) Lo primero que haremos será la masa de la tempura batiendo un huevo en un bol grande. Añadimos el agua, mezclamos con la ayuda de unos palillos chinos, y seguidamente la harina, obligatoriamente tamizada. Removemos bien con los palillos, pero sin buscar un completo batido. La masa debe quedar ligeramente espesa, ni acuosa ni pastosa.

2) Una vez hecha la masa, que dejaremos en el frigorífico hasta el momento de utilizar, es hora de meterle mano a las doradas. Lo ideal, que te las limpien en la pescadería. Debes pedirles que te las abran, que le quiten la cabeza y la espina central. Vamos que te las dejen en filetes. 

Tu en casa ya sólo tendrás que liberarla de las espinas que les queden a los lados, salarla y cortarla en trozos de unos tres dedos de ancho. Según la cocina japonesa los trozos de tempura deben poder degustarse, con palillos, de un sólo bocado -aunque si los haces para comerlos en dos tampoco pasa nada y quedan estéticamente más vistosos-. Calcula que por cada dorada pueden salirte entre 6 y 8 piezas.

3) Una vez todo preparado lo único que tendrás que hacer es poner a calentar el aceite e ir introduciendo los trozos de dorada en la masa. Ten mucha precaución porque el pescado es ciertamente delicado y puede terminar rompiéndose.

4) Cuando el aceite esté bien caliente -sin llegar a humeante o quemado-, y sin bajar la temperatura en ningún momento para que no queden aceitosos, vas introduciendo los trozos y los fríes en torno a 3 minutos. Cuidado con echar demasiados a la vez, pues pueden terminar pegándose. 

Cuando estén levemente dorados los sacas y posas sobre un papel de cocina para que pierdan el poco aceite que les quede. Si quieres más consejos sobre Cómo hacer frituras perfectas, pincha aquí.

5) Debe comerse inmediatamente para que estén crujientes y calientes. Acompaña a la mesa con limón y salsa de soja para que cada comensal pueda optar por bañarlo con uno u otro sabor.

OBSERVACIONES
- Si tienes agua con gas en casa, sustitúyela por el agua del grifo, te saldrá la tempura mejor. 

SOBRE LA TEMPURA
La tempura no es más que una fritura rápida muy de moda en nuestra cocina, que conocemos gracias a la popularización e intercambio culinario con la cocina japonesa, cuyo origen -no sin discusión- se otorga a nuestros vecinos portugueses. 

Hacer la masa de tempura es una cosa sencillísima, pues es una especie de rebozado -con ingredientes discutidos- que en Cocina con Anibal elaboramos simplemente con huevo, agua y harina. 

Una buena tempura es la que está crujiente por fuera y bien hecha por dentro y eso sólo se consigue con dos cosas muy básicas, añadir agua muy muy fría y freír en un aceite bien caliente. 
Cocina con Anibal , Actualizado en: 20:31

1 comentario :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...